Dónde podemos encontrar verdaderas "playas de colores".

Normalmente, cada vez que pensamos en una playa, nos limitamos a arenas doradas y aguas azules. Pero lo cierto es que hay belleza más allá de lo cotidiano y algunos lugares del mundo nos sorprenden con playas que se tiñen de distintos colores que no solo son hermosas, sino además únicas.


Verde: Papakolea en Hawai.

Esta playa, ubicada en la Gran Isla de Hawai, adquiere un color verde graso debido al alto contenido de un mineral llamado Olivino (compuesto de magnesio y hierro). Este mineral es comuna bajo la superficie de La Tierra pero cuando cambia su composición y su color al ser expuesto a los elementos climáticos.

Morado: Pfeiffer en Big Sur, California.

Si esta buscando una playa con espectaculares vistas y paisajes, Pfeiffer es para usted. Repleta de acantilados y playas ocultas a lo largo del Highway 1, ofrece a sus visitantes unas espectaculares arenas con parches violetas.


Negro: Vik en Islandia.

Buscando algo fuera de lo normal? En Vik encontrará espumosas arenas blancas chocando contra una playa totalmente negra.

Rosado: Isla Harbour en Bahamas.

El caribe en general puede estar repleto de playas espectaculares, pero la Isla Harbour se lleva el premio mayor. Todo gracias a los residuos de calcio dejados por unos pequeños animales marinos que tiñen sus playas de un rosa intenso.


Azul: Vaadhoo en Maldivas.

Ok, aquí podemos estar haciendo un poco de trampa pues la arena en si misma no es azul. Todo se debe a la bioluminiscencia del Fitoplancton que abunda en estas aguas y que en ocaciones baña las costas y playas haciendo que la arena y las aguas brillen en la oscuridad en tonos azules que parecen bailar a nuestro al rededor. Algo adicional: el espectáculo continua aun debajo del agua.



Rojo: Santorini en Grecia.

Recordemos que solía tratarse de un volcán que colapsó y arrojo una buena parte de él al océano. Cerca al pueblo de Akrotiri podremos encontrar precipicios de un color similar al de la sangre que terminan en arenas vino tinto que penetran las aguas del mar.


Blanco: San Andrés y Providencia en Colombia.

Se dice que su mar tiene siete colores, pero en ocaciones pueden contarse más si se tienen en cuenta los diferentes tonos de verde, azul y turquesa. Sus arenas finas se pueden confundir con la espuma de las olas y se pierden entre los destellos de los rayos del sol.


Amarillo: Bahía Ramla en Malta.

Malta es una pequeña isla-nación con varios paisajes espectaculares, siendo Bahía Ramla el número uno. Pero si la arena no resulta suficiente para usted, tranquilo, pues sus pequeños gránulos cubren ademas unas antiguas ruinas romanas.


Gris: Shelter Cove en California.

El ébano es un color que suele abundar en donde hay volcanes. Pero por alguna razón las pequeñas piedras que forman las playas de Shelter Cove han desarrollado un color un poco más pálido que parece humo. A esto súmele la neblina y la bruma permanente que viene del océano Pacifico norte y usted tendrá un paisaje muy poco común.

Arcoíris: Rainbow Beach en Queensland, Australia.

Se trata de la costa este de Oz, cerca a la ciudad de Brisbane, en donde podrá encontrar acantilados multicolor que se han erosionado hasta crear unas playas espectaculares. Sus paredes y arenas se tornan rosa, naranja y rojo, y son enfrentadas por aguas de color turquesa convirtiéndose en uno de los paisajes más espectaculares de planeta.

#playa #colores #arena

Lo más reciente
Archivo
Search By Tags